Esto es lo que podría calificarse como ver la muerte muy de cerca.
Una mujer graba a su marido mientras se desplaza encima de un quad cuando de repente, a menos de un metro,
le pasa una avioneta a más de 200 km/h. La mujer solo tiene tiempo para decir: “Oh Dios mío!“.

De repente la avioneta aparece a lo lejos a toda velocidad y la habilidad del piloto
salva la vida de la mujer, cuando este gira la nave para no darle con el ala.