..... Dos actividades que creíamos reñidas ahora puedes compaginarlas sin tener que temer por las noches de insomnio. Vienen a desmontarnos el mito de la aparente enemistad entre tomar café y dormir mejor.

Puede que no estemos eligiendo bien las horas de tomar café. A las 10-12 horas y 14-17 horas son las más indicadas para luego no arrastrar exceso de cafeína que nos impida dormir.

Damos la bienvenida a la caffeine nap: tomar café antes de dormir la siesta (de 15min). Así despertaremos descansados pero activos porque la cafeína tarda una media de 45 minutos en hacer efecto.

Mejor un café frío que caliente. Así nos lo aconseja Kaiku Caffè Latte, ya que tomarlo frío hace que el café se concentre en aportarnos sus beneficios y no sus desventajas: la falta de sueño.

Puede que necesitemos echar mano de la técnica 4-7-8 para dormir: cerrar la boca y coger aire por la nariz mientras contamos hasta 4, aguantar la respiración contando hasta 7 y expulsar el aire por la boca contando hasta 8. Buenas noches.

A veces la falta de sueño al dormir no viene provocada por la cafeína ingerida sino por el exceso de luz al que nos hemos expuesto a lo largo del día. No nos queda otra que recurrir a la oscuridad siempre que podamos.


Tómate un café y duerme profundamente, se puede - - Esquire