Pues eso:

"El alcalde de Burgos, Javier Lacalle, del PP, ha apartado temporalmente de sus funciones al concejal de Nuevas Tecnologías e Ingeniería Industrial, Eduardo Villanueva, mientras los servicios municipales investigan una factura de 207.000 euros correspondientes a una tarjeta de datos de telefonía."

El gasto de la tarjeta se disparó hasta esa cantidad entre los meses de abril y mayo de 2011. El asunto ha provocado la petición de una comisión especial de investigación por parte del grupo municipal socialista y protestas de los sindicatos que tienen representación en el Consistorio burgalés. CCOO, UGT, CSIF y CGT han convocado una concentración a las puertas del Consistorio durante la celebración este viernes de un pleno municipal.

Según un comunicado remitido a última hora del jueves por el Ayuntamiento, Eduardo Villanueva queda suspendido de sus funciones al frente de la Concejalía de Nuevas Tecnologías e Ingeniería Industrial "ante las confusas informaciones que se han ido produciendo sobre alguna factura telefónica".


¿207.000 euros gastados en dos meses en telefonía móvil? ems....... no puede ser.