Resultados 1 al 1 de 1
Mostrar en forma de Arbol1Les gusta
  • 1 Post de valalca

Tema: ¿Por qué la Luna siempre nos muestra la misma cara?

  1. #1

    Querer es poder
    Avatar de valalca
    Fecha de ingreso
    09 Jul, 12
    Género
    Mensajes
    13,712
    Gracias
    4,564
    Menciones
    3 Post(s)
    Citas
    49 Post(s)

    Predeterminado ¿Por qué la Luna siempre nos muestra la misma cara?

    Espacioprofundo.es 28/03/13

    ¿Cuántas veces has mirado a la Luna y te has sorprendido a ti mismo preguntándote por qué siempre nos muestra su misma cara?, vale, si tienes conocimientos sobre la mecánica celeste la respuesta es muy fácil, pero para los legos en la materia, este es todo un misterio, y hoy que hay luna llena es aun más evidente.

    Cuando observamos a nuestro satélite, este nos muestra siempre el mismo rostro, y tal vez te sorprenda el hecho de que este en realidad gira sobre sí mismo, pero desde nuestro punto de vista no lo hace, esto se debe a su interacción con la Tierra.

    Tanto la Tierra como la Luna son grandes trozos de roca, un sistema que sitúa a la Tierra en el centro (o casi ya que ambos objetos orbitan alrededor de un centro de gravedad común) y a la Luna castigada a dar vueltas a nuestro alrededor durante toda su existencia.

    La órbita de la Luna es elíptica, su punto más lejano, conocido como “apogeo” se encuentra a 406.720 kilómetros, mientras que su “perigeo”, el momento en el que se acerca más a nuestro planeta, la sitúa a tan solo 356.375 kilómetros de nosotros. Esta danza cósmica de ambos mundos provoca que cada uno de ellos tire del otro, este tirón crea una protuberancia en la luna, y en menor medida en la Tierra, es lo que conocemos como mareas.

    Al mismo tiempo, el sol también aumenta las mareas en la Tierra que, aunque notablemente más débiles que las causadas por la Luna, agrega un nivel de complejidad a las mareas que experimentamos.

    Cuando la luna y el sol se alinean correctamente (ya sea en luna nueva, cuando la Luna está aproximadamente entre la Tierra y el Sol, o en luna llena, cuando la Tierra se encuentra entre la luna y el sol), las mareas inducidas por la luna y el sol se suman, lo que provoca mareas muy altas o muy bajas, las que se conocen comúnmente como “mareas vivas”.

    Igualmente, cuando la Luna, la Tierra y el Sol forman un ángulo recto entre sí, su influencia se anula, hasta cierto punto, y obtenemos las “mareas muertas”, en las que las mareas altas son las más bajas, y las mareas bajas más altas.

    Más allá de provocar la entrada y la salida diaria del mar, las mareas producidas por la Luna sobre la Tierra tienen otro efecto interesante, poco a poco van provocando que la rotación de la Tierra se frene.

    Como todos sabemos, la Tierra gira sobre su eje una vez al día, pero la luna tarda casi un mes entero en orbitar nuestro planeta. Como resultado, la ubicación de los puntos álgidos de las mareas lunares se mueven alrededor de nuestro planeta más lentamente que los giros de la superficie terrestre.

    El sentido común sugiere que estas dos protuberancias de marea estarían perfectamente alineadas entre sí, pero en realidad, la rotación de los dos objetos tiende a arrastrar la protuberancia, haciendo que esta protuberancia este algo adelantada al camino que sigue la Luna a nuestro alrededor.

    Mientras que la fricción con la Tierra trata de que estas protuberancias se adelanten a la Luna, la gravedad de esta trata de mantenerlas alineadas debajo de ella. El resultado final de este conflicto causa que la Tierra reduzca su velocidad de giro.

    Esa energía se transfiere a la luna, haciendo que acelere su órbita, lo que provoca que a su vez se aleja de la Tierra.

    La velocidad a la que la Luna se aleja de nuestro planeta es relativamente pequeña, pero fácil de medir gracias a los retrorreflectores dejados en la superficie de nuestra hermana cósmica por las misiones Apolo.

    En la actualidad, esta se aleja de nosotros entre 2 y 4 centímetros al año, lo que a su vez provoca que un día terrestre dure unos 23 microsegundos más al año.

    Es interesante que la evolución misma de las mareas sea la razón por la que la Luna mantiene una de sus caras siempre mirando a nuestro mundo.

    La Tierra ejerce mareas sobre la Luna, al igual que la Luna ejerce mareas en la Tierra. Pero como la Tierra es relativamente masiva, las mareas que genera en la Luna son mucho mayores que las inducidas por nuestro satélite en nuestros océanos.

    Y esas mareas hace mucho tiempo que ralentizaron la rotación de la Luna, obligándola a girar sobre su eje exactamente una vez en el tiempo que tarda en orbitar nuestro planeta una vez. En fin, aunque la Luna gira sobre sí misma, solo lo hace una vez por cada orbita, este fenómeno se conoce como “rotación síncrona” y no es nada extraño ya que en nuestro sistema solar existen otras lunas a las que las pasa lo mismo.

    A medida que la luna se aleja de la Tierra, su período orbital aumentará, pero la fuerza de las mareas de la Tierra asegurara que esta siga reduciendo su giro, por lo que siempre nos seguirá mostrando su misma cara.

    Aunque en realidad, a veces la luna trata de mostrarnos un poco más. Esto parece contradecir todo lo que acabo de contar, pero gracias a las características orbitales de nuestro satélite natural podemos observar algunos de los picos que se elevan sobre el horizonte lunar.

    También ocurre que la órbita de la Luna está inclinada muy ligeramente con respecto al plano de la órbita de la Tierra alrededor del Sol, lo que significa que durante los períodos de su órbita, la luna esta “más baja” de lo habitual y en otras ocasiones se encuentra “más alta”. Durante estos períodos, podemos ver un poco más de los polos norte y sur de la Luna, pero sólo muy poco, algo que conocemos como “libración en latitud”.

    La naturaleza elíptica de la órbita de la luna significa que su velocidad varía, como se describe muy bien en la Ley de Kepler del movimiento. Debido a esta velocidad variable a veces podemos ver un poco más lejos en el horizonte oriental y occidental, un fenómeno conocido como la ” libración de longitud”.

    Estos dos efectos nos permiten ver el 59% de la superficie de la Luna.

    En fin, una Luna y una cara que seguirá haciendo soñar a cientos de generaciones.
    jaume666 le gusta.

  2. El Siguiente Usuario Agradeció a valalca Por Este Mensaje:

    jaume666 (29/03/2013)

Temas similares

  1. Entrevista de Trabajo. Como la vida misma
    Por karter en el foro Off-Topic
    Respuestas: 0
    Último mensaje: 22/02/2013, 17:54
  2. Todas las películas 3D son la misma, y este es el trailer
    Por Mata en el foro Opiniones (Cine, TV, Música...)
    Respuestas: 4
    Último mensaje: 06/08/2012, 14:02

Permisos de publicación

  • No puedes crear nuevos temas
  • No puedes responder temas
  • No puedes subir archivos adjuntos
  • No puedes editar tus mensajes
  •