Cada vez los chips son más y más pequeños, pero las baterías no progresan en ese sentido: un gran testigo de ello son los smartphones. Por suerte, esto podría tener solución más pronto que tarde.

...
Como ya sabréis, cada vez los microchips tienden a ser más microscópicos, con tal de poder llegar a muchos más campos y continuar con el camino del progreso de la tecnología. El problema es que las baterías no han podido con este proceso de miniaturización, y es un gran problema integrar esa energía en el mismo chip.

En muchos casos, la única solución pasa por hacer externa esa fuente de energía, aunque puede que ya tengamos la solución en la punta de los dedos gracias a una investigación realizada por la Universidad de Illinois.

Con estas microbaterías se abre la puerta a mejores desarrollos

Esta solución para crear microbaterías de la que hablamos, y que Phys trata en profundidad, consiste en combinar dos métodos: la litografía 3D holográfica que define la estructura interna de los electrones, y la fotolitografía 2D para crear la capa de electrones necesaria.

Puede parecer poco que sólo pueda iluminar una luz LED, pero es un paso gigante en microbaterías y puede suponer una gran diferencia en piezas como sensores inalámbricos, trnamisores y dispositivos médicos, que necesitan electricidad en el mismo chip.

omicrono.com / 13 mayo, 2015 — David Perez

Microbaterías para conseguir chips diminutos