Y no, no nos referimos a los propios de las embarazadas, sino a esos momentos del día en los que te apetece algo dulce, algo salado…

Cuando tú vas, tu cuerpo viene. Es una forma sencilla de explicar cómo es más inteligente que tú, y cómo a veces no somos capaces de entender lo que quiere decirnos. Una de esas veces se produce cada vez que tenemos un antojo. ¿O creías que el hecho de que te pida chocolate no tiene ninguna razón de ser? Sí, tal vez se deba simplemente a un momento de gula, pero también puede esconder un problema de malnutrición. Y es que aunque nos parezca que llevamos una dieta variada, podemos estar dejando de lado distintos nutrientes esenciales que nuestro cuerpo necesita para funcionar a pleno rendimiento.

El magnesio, por ejemplo, es fundamental para mantener los niveles de azúcar en sangre, para las funciones muscular y nerviosas o para controlar la tensión arterial; mientras el cromo es clave para transformar la comida en energía o el calcio mantiene la acidez de la sangre y los huesos y los diente fuertes. Son los que más comúnmente figuran con niveles bajos en nuestra alimentación.

Aquí, una lista de los antojos más comunes, la carencia que esconden detrás y los alimentos saludables con los que deberías poner fin al problema:

- Chocolate

Lo que probablemente te pide el cuerpo realmente es magnesio. Toma frutos secos sin tostar, semillas de chía o legumbres.

- Dulce

El antojo de dulce puede enmascarar la carencia de cromo (uvas, champiñones, pollo, brócoli), fósforo (pollo, carne, pescado, huevos, frutos secos, legumbres), sulfuro (cebolla, ajo, algas, rábano) y triptófano (queso, cordero, espinacas, uvas pasas).

- Bollería

Tu cuerpo puede estar pidiendo a gritos un aporte de nitrógeno, que puedes encontrar en alimentos ricos en proteínas como el pescado, la carne y los frutos secos.

- Patatas fritas, comida basura

Si lo que te apetece de verdad es una comida rica en grasas, lo que te falta probablemente es calcio. Come queso, legumbres, brécol y semillas de sésamo y chía.

- Café o té

Tú crees que necesitas energía de forma instantánea, pero tu cuerpo puede necesitar fósforo (algas, avena, quinoa, pollo, carne, lactosa, legumbres), sulfuro, cloruro de sodio (sal marina o vinagre de manzana en ensalada) o hierro (cerezas, vegetales, carne, pescado, semillas de chía).

harpersbazaar.es / DELFINA SOBRÍN | 16/1/2015

Lo que realmente significan los antojos de comida - Harper's Bazaar