La emoción de recibir su primer nominación hizo que esta guapa actriz casi se golpeara la cara

Nuestra favorita Jennifer Lawrence volvió a hacer de las suyas, y no hablamos de ganar,
porque ya se le está haciendo costumbre, sino tropezar.
La intérprete cayó de frente al escuchar su nombre en la última entrega del Premio Oscar.

Aunque la queremos mucho, podemos ver que Jenn no es muy hábil a la hora de recibir los galardones.
Debemos recordar que en los SAG Awards rompió su vestido Dior,
y ahora en los Oscar volvió a pisar su atuendo y fue a dar al suelo.



"Sé que todos se pusieron de pie porque me caí", bromeó al recibir el reconocimiento,
"estoy muy agradecida de estar aquí".

No sabemos si los nervios o la emoción fueron los culpables de su desatino,
pero podemos darnos cuenta de que esto también ocasionó que su discurso fuera bastante rápido.
Lo más importante de esta noche es que Jennifer Lawrence se convirtió en la Mejor Actriz del año.