El intérprete se llevó las palmas en Turquía al suspender su recital por el Azan

Escándalos, notas rojas, pero Justin Bieber vuelve a dar de qué hablar por su gran corazón,
sin importar lo que se diga de él, sigue siendo un gran chico.

De acuerdo a la información que se ha dado a concoer, Justin suspendió en dos ocasiones
su recital en Turquía para honrar el Azan, que es la llamada islámica para rezar.

Para más fotografías de esta, y otras celebridades, ve a nuestra página de Fotogalerías, o da clic aquí.

Estambul quedó prendado de este joven, y mediante Twitter, todos sus fans de Turquía le enviaron bendiciones
y agradecimientos por el respeto que mostró a sus tradiciones.

Por otro lado, algunos medios de comunicación aseguran que Justin Bieber está cansado de los regalos de sus Beliebers,
llegando incluso a suspender eventos ante el asedio de las chicas.