Un método inesperado está ayudando a recuperar los arrecifes de coral: los impulsos eléctricos.

Los corales son muy importantes no solo para la vida debajo del nivel del mar, sino en general también para la vida en tierra firme. A pesar de ello, los humanos no estamos lo suficientemente concienciados: estamos dejando que se mueran, lo que tendrá un coste medioambiental y económico realmente tremendo.

Por ello, muchos investigadores están en plena búsqueda para encontrar la forma de “revivir” a estoa arrecifes, que se han degradado sobre todo por el cambio climático y las cremas solares, en mayor medida (en definitiva, tenemos la culpa).

Ahora, los conservacionistas de corales de Reef Ecologic han confirmado que un método (usando tecnología) para revivir a estos corales usado desde hace años, está dando sus frutos, por lo que es efectivo. Consigue hacer que crezcan rápidamente hasta niveles anteriores ¿En qué consiste este método? Básicamente, en suministrar impulsos eléctricos al agua. Esta electricidad, que puede ser suministrada, por ejemplo, mediante una malla de hierro, atraerá minerales.


Biorock

Es un método cuando menos extraño, pero es sencillamente fácil de aplicar y lo único que hace falta es una rejilla de metal y un suministro eléctrico. Este método se llama Biorock y consiste en básicamente eso: atraer minerales que acaban cristalizándose y que son la nueva base para traer de vuelta a los corales a zonas donde han desaparecido.

Cómo la tecnología está ayudado a los arrecifes de coral



Coral impreso en 3D en AAustralia para atraer a corales de verdad | REEF DESIG LAB

Pero no es la única solución que se ha encontrado: también se está planteando el uso
de impresoras 3D que fabriquen corales artificiales con la posible suerte de que consigan atraer pólipos de corales flotantes, atrayendo también a anémonas y algas; de hecho, este método se ha usado en varias ocasiones; se ha usado con éxito, por ejemplo, en la isla caribeña de Bonaire, junto con Australia, Mónaco y el Golfo Pérsico.


IOPScience

Otra de las soluciones tecnológicas que se están aplicando es usar robots capaces de monitorear el estado del agua y por lo tanto la salud de los arrecifes de coral. Se trata de un robot con forma de medusa (diseñado para que sea extremadamente delicado) capaz de realizar las tareas de seguimiento de corales que pueden hacer los humanos, pero de manera mucho más delicada.

Como vemos, no son pocas las ganas que faltan para recuperar estos grandiosos aliados de la diversidad; lo único que faltan son más medios económicos y mayor concienciación.

omicrono.com / Elías Rodríguez García, 26/09/2018

https://omicrono.elespanol.com/2018/...ifes-de-coral/