, los alimentos envasados que se comercializan deben cumplir con la legislación alimentaria que regula como se debe presentar la información nutricional y exige etiquetas fáciles de entender, legibles y no engañosas.

Las CDO (Cantidad diaria orientativa) indica por porción/ración, la cantidad de energía y de los nutrientes más relevantes para la salud como azúcares, grasas, grasas saturadas y sodio, entre otros, que contiene el producto y cuánto supone, en porcentaje, de lo que se estima que una persona necesita al día (tomando como base las CDO para una dieta de 2000 kcal).


Abc.es 11/02/14