La seguridad perdida

Mis vecinos y yo, estábamos hasta los cojones de robos continuados.

Me dí de baja de la Central de Alarmas, desconecté las cámaras del jardín.

Colgué una bandera Estelada en el balcón, una de Afganistán y otro del ISIS. Y me deje barba salvaje.

Ahora vivo tranquilo, estoy vigilado por la Policía Local, Policía Nacional, los Mossos
Escuadra, los mortadelos del CNI., la Interpol y otros las 24 horas del día los 365 dias del año.

A mi niña la vigilan a la ida y vuelta del colegio. Mí mujer la siguen a la compra y a mí de vuelta y regreso del trabajo.

NUNCA ME HABIA SENTIDO TAN SEGURO.!!!!!!!!!!!!

Un cordial saludo