Formado hace 11.200 millones de años, el sistema solar más antiguo del universo conocido ha sido descubierto por Kepler (el satélite de la NASA que orbita alrededor del sol buscando planetas extrasolares con tamaños similares a la Tierra).El satélite Kepler acaba de descubrir el sistema solar Kepler 444.

El “nuevo” sistema solar tiene una estrella que comparada con nuestro Sol, es un 25% más pequeña y bastante más fría. Tiene cinco planetas que orbitan su estrella y su año se completa cada diez días (Para completar la vuelta en su estrella necesitan diez días, no como la Tierra que necesita 365 días). Kepler 444 tiene muchos secretos por descubrir y ya destacan una característica importante. Se formó mucho antes que el sistema solar donde vivimos. El sistema solar tiene 4.500 millones de años y Kepler 444 suma ya 11.200 millones. Pensad que el universo tiene unos 13.600 millones de años.

El sistema solar de Keppler 444 tiene una estrella estable de más de 30.000 millones de años, con el doble de edad que todo nuestro universo. Eso sí, los planetas que giran a su alrededor deben ser muy calientes por culpa de su cercanía a ella.
YouTube Video
ERROR: Si ves este mensajeYouTube esta caido o no tienes el Flash Player instalado.

Así es el sistema solar más antiguo

Para los astrónomos que han descubierto este nuevo sistema solar, liderados por Tiago Campante, investigador de la Universidad de Birmingham, este hallazgo deja la puerta abierta a encontrar vida fuera del sistema solar. Aunque ya se han dado prisa varios científicos a negar ese hallazgo ya que es prácticamente imposible por las altas temperaturas, la falta de agua líquida y altos niveles de radiación.

Realizaron este descubrimiento utilizando la técnica de la astrosismología, que consiste en escuchar las resonancias naturales de las estrellas causadas por el sonido que hay en su interior. Esas oscilaciones provocan cambios minúsculos (pulsos) en su brillo y permiten a los científicos medir su diámetro, masa y edad.

Los cinco planetas que pertenecen a Kepler-444 fueron detectados gracias al leve oscurecimiento que provocan en el brillo de la estrella cuando pasan frente a ella. El equipo de investigación detalla que los cinco planetas que orbitan en torno a Keppler-44 son un poco más pequeños a la Tierra. Más exactamente tendrían un tamaño entre Mercurio y Venus.

Esta información se publicó hoy en la revista científica The Astrophysical Journal. Lo describen como el sistema de planetas del tamaño de la Tierra más antiguo encontrado en la Vía Láctea.

omicrono.com / 28 enero, 2015 — carlesrgm

El sistema solar más antiguo del universo conocido