Os traemos un nuevo robot del MIT que es capaz de levantarse, hacer piruetas e incluso resistir algunos fallos en las pruebas. Te vas a enamorar.

Aunque parezca increíble, la cantidad de trabajo que le supone a un robot llevar tareas del día a día o hacer algo que nosotros podemos hacer es increíblemente grande. Tengamos en cuenta que estos robots no poseen los sentidos que nosotros y no tienen consciencia propia, por lo que el simple hecho de ver a uno de estos hacer, por ejemplo, piruetas es muy adictivo e impresionante. Este robot del MIT lo sabe.

El Mini Cheetah del MIT es un cuadrúpedo muy simple en cuanto a ergonomía (y adorable, para qué vamos a mentir), pero sus capacidades son enormes. El equipo lo ha diseñado de tal forma que incluso es capaz de hacer volteretas hacia atrás. ¿Quieres verlo?

El robot del MIT Mini Cheetah es adorable, increíble y hace volteretas hacia atrás
YouTube Video
ERROR: Si ves este mensajeYouTube esta caido o no tienes el Flash Player instalado.

Si fuera por nosotros dejaríamos este artículo como está, ya que el simple hecho de ver a un “perrete” robótico hacer piruetas es motivo para considerarlo el mejor robot del mundo. Pero poniéndonos en serio la cosa mejora todavía más, porque lo que vemos con este pequeñín es muy, muy remarcable.

Este robot puede hacer prácticamente de todo; puede correr, saltar, levantarse, rotar en distintos grados y mantenerse en pie. Todos recordamos la pena que nos daban los perros robóticos de Boston Dynamics, pero este era un monstruo del tamaño de una persona y este es del tamaño de, apenas, un cuarto.

Este Mini Cheetah es una versión reducida del Cheetah 3, otro robot del MIT. Lo que han conseguido los ingenieros ha sido increíble, ya que este robot pesa únicamente 9 kilos y corre a más de 2 kilómetros por segundo. Es perfectamente capaz de mantenerse en pie aunque lo golpeen o lo tiren y en caso de que lo hagan, sus patas retráctiles pueden hacer que se levante.

De hecho, su momento estrella es cuando en el vídeo los ingenieros consiguen que este Mini Cheetah haga una voltereta hacia atrás por sí solo. Esto es algo que gracias a su tamaño es posible, pero ni el Cheetah 3 ni sus hermanos de Boston Dynamics podrían hacerlo ahora.

Lo sorprendente es que, para los ingenieros, este Mini Cheetah no es una versión reducida del 3. Según ellos el hardware ha sido rediseñado desde cero para ser más modular. En el caso del Cheetah 3, si se debían modificar partes del robot, se tenía que rediseñar parte de su estructura. Cada una de las cuatro patas de este pequeño tiene tres motores, y se pueden añadir más extremidades fácilmente atornillando más de estos mismos motores, por lo que una simple compra en Amazon puede mejorar enormemente a este robot.

Vale, el Mini Cheetah no es infalible, lo sabemos. Al final del vídeo vemos cómo se vuelve loco, se electrocuta, no es capaz de levantarse y de pegarse una buena “leche” intentando hacer el backflip. Pero le queremos igual, y ya no sólo por ser un prodigio de la tecnología que sentará las bases de un futuro robótico ideal, sino porque es tremendamente adorable.

omicrono.com / Manauel, 5 marzo 2019

El robot del MIT capaz de hacer piruetas hará que te enamores de él