...El pan es un alimento imprescindible en la gastronomía española. Siempre hay una barra de pan en casa, es símbolo de tradición familiar y se ha trasladado a nuestra rutina diaria. Sin embargo, esta repleto de enormes mitos que lo único que hacen es infravalorarlo. Aquí tienes unos cuantos.

1. El pan engorda. El pan no engorda sino que aporta sus dosis calóricas correspondientes, como cualquier otro alimento. En su medida, comer pan ayuda a tener una dieta equilibra, por su bajo índice en grasas.

2. Lo mejor es prescindir de él. No es un alimento para prescindir. Muchos remedios de adelgazamiento eliminan el consumo de pan de manera radical. Sin embargo, su alto nivel de fibra, hidratos de carbono y minerales lo hacen fundamental.

3. El pan sin gluten no engorda. Que esté creado específicamente para aquellas personas que tengan intolerancia a esta proteína no quiere decir que el aporte calórico sea inferior.

4. El pan sin sal es mejor. Es mejor para las personas con problemas cardiovasculares. Si no te encuentras entre ellos, los beneficios son los mismos que los del pan normal

5. La miga es lo que más engorda. Totalmente erróneo, ambas partes del pan aportan los mismos nutrientes. La técnica de apartar la miga para sentirse mejor por comer pan no funciona. Es más, la corteza tiene más calorías que la miga.

6. El pan congelado es malo. Aunque parezca mentira, no existen diferencias desde el punto de vista nutritivo entre una barra de pan recién hecha y una congelada. La clara diferencia está en su sabor.

7. Los biscottes son más sanos. Puedes decir que son más digestivos y prácticos, pero no más sanos. Algunos de ellos poseen una serie de grasas añadidas que reducen el valor del producto.

8. El pan tiene colesterol. Falso, ningún tipo de pan tiene colesterol a no ser que tenga una alta dosis de leche o mantequilla.

9. El pan integral no engorda. Es uno de los grandes mitos, el pan integral también tiene sus dosis calóricas. Sin embargo, posee más del doble de fibra que el normal y su poder saciante es mayor.

10. Adiós a los bocadillos. Los bocadillos pueden ser muy sanos si su relleno se centra en verduras y productos adecuados a tu dieta. No renuncies a ellos.

esquire.es 07/06/14