El clásico menú de Inicio de Windows puede que no estuviese tan muerto como pensábamos. Al menos si hacemos caso a los últimos rumores recogidos por Paul Thurrott. Según éstos, existe la posibilidad de que la próxima versión del sistema operativo, supuestamente escondida bajo el nombre en clave “Threshold”, incluya una remozada versión del menú de Inicio de toda la vida.


La noticia es una extensión de otra información publicada horas antes por Mary Jo Foley en ZDNet. En ella la periodista discute la posibilidad de que en Redmond estén planteándose presentar la nueva versión de Windows en tres sabores distintos. Dos de ellos orientados al consumidor, uno más moderno y cercano al concepto de Windows RT, centrado en las nuevas aplicaciones; y otro con un estilo más clásico para abordar el mercado de PC, conservando el escritorio y sus aplicaciones tradicionales. El tercero también sería como éste último pero destinado al mercado empresarial.


A esos datos, Thurrott añade otras informaciones proporcionadas por fuentes propias sobre la nueva versión de Windows, supuestamente denominada “Threshold”. De acuerdo con éstas un primer cambio será la posibilidad de ejecutar aplicaciones Modern UI en el escritorio. De una forma similar a la propuesta por aplicaciones de terceros como ModernMix, los usuarios podrían abrir y utilizar aplicaciones de la Windows Store en ventanas directamente en el escritorio.


El otro cambio fundamental es la vuelta del menú de Inicio. Dicha acción sería un paso más en el camino empezado con Windows 8.1 y la recuperación de esa suerte de botón de Inicio que encontramos con la actualización. En está ocasión, el menú estaría disponible como una opción añadida en alguno de los sabores del sistema anteriormente mencionados que soporten el escritorio tradicional. Eso sí, nada se sabe sobre cuál sería su aspecto o su funcionamiento.


Queda tiempo para enterarnos. Windows 8.1 lleva apenas mes y medio en el mercado pero tras su salida las especulaciones sobre la próxima versión del sistema operativo se han disparado. Es probable que oigamos hablar mucho más de ello en los próximos meses, así que esperad que “Threshold” vuelva a aparecer por aquí en más de una ocasión.

Fuente