Un nuevo estudio sobre el efecto placebo en los videojuegos revela que contentar a los jugadores puede ser tan fácil como decirles que el juego es mejor.

El efecto placebo lleva siendo estudiado con interés desde hace siglos porque refleja la manera en la que pensamos, y es especialmente importante en el campo de la medicina.

Por ejemplo, si tomamos una pastilla y nos dicen que nos curará el dolor, lo notaremos aunque la pastilla en realidad sea completamente inocua, incluso puede hacernos mejorar física y mentalmente. Pero el efecto placebo no aparece sólo en los medicamentos, sino también en cualquier momento en el que nuestra mente nos engaña porque así nos conviene.

El efecto placebo en los videojuegos puede ser usado por los desarrolladores

El último estudio de la Universidad de York revela que los jugadores también sufren el efecto placebo y que pueden disfrutar de lo que no existe. El experimento se realizó entre jugadores de Don’t Starve, un reconocido juego de supervivencia en el que cada partida es diferente y en el que la muerte es definitiva y no podemos continuar.


Don’t Starve

Los jugadores probaron dos versiones del programa; les dijeron que una versión creaba el mapa del juego aleatoriamente, y que la otra era una nueva versión con “Inteligencia Artificial adaptativa” que cambiaba el mapa del juego dependiendo de las acciones del jugador y de su nivel. Por supuesto, las dos versiones del juego eran la misma y generaban las partidas de forma aleatoria.

Sin embargo, los jugadores notaron diferencias entre las dos versiones, afirmando que la segunda era más divertida y entretenida ya que el juego cambiaba dependiendo de sus puntos fuertes y débiles; un jugador agradeció que el inicio del juego fuese más fácil al principio, mientras que otro observó cambios en el tiempo necesario para explorar todo el mapa.

Según los investigadores, esto demuestra que para que un juego reciba mejores críticas, no siempre es necesario invertir en el desarrollo; si los jugadores creen que tienen la última y mejor versión, recibirán el juego con más entusiasmo. Incluso creen que el efecto también podría expandirse a los productos tecnológicos, dando explicación a porqué compramos nuevas versiones de smartphones con mejoras mínimas.


omicrono.com / 12 octubre, 2015 — Adrian Raya

El efecto placebo en los videojuegos también existe