..
El chef Richard McGeown cocina la hamburguesa. / El escritor gastronómico Josh Schonwald prueba la carne.| Reuters

Elmundo.es 05/08/13

Esta tarde se ha presentado en un restaurante del oeste de Londres la primera hamburguesa elaborada a partir de células madre cultivadas en un laboratorio. Ha sido creada por el equipo de científicos de la Universidad de Maastricht liderado por el profesor Mark Post y ha costado 250.000 euros.

Durante el evento, retransmitido en directo por internet, se ha revelado también que Sergey Brin, cofundador de Google, es el principal patrocinador del proyecto. Brin, que ha puesto el dinero de su bolsillo, ha explicado que se ha implicado en el proyecto por razones de "bienestar de los animales", pues permitirá la comercialización de carne sin que se tengan que matar más animales.

La primera hamburguesa de laboratorio, que pesaba 140 gramos, ha sido cocinada en directo y luego probada por dos críticos culinarios británicos. "Tiene un sabor intenso, cercano a la carne, no tiene jugo, le falta sal y pimienta", describió Hanni Ruetzler, una de las probadoras.

El profesor Post ha dedicado tres años a desarrollar este proyecto. La elaboración de la mini-hamburguesa presentada hoy ha durado tres meses a partir de células madre extraídas de vacas. Se le ha dado la textura de una hamburguesa normal. Se ha hecho con sólo con proteína, aunque en el futuro Post y su equipo quieren añadir células de grasa.

En el mercado en 10 o 15 años

El profesor Post espera que el coste de la hamburguesa se reduzca drásticamente cuando empiece a producirse a nivel industrial y llegue a las estanterías de los supermercados para competir con la carne de vaca normal. Se calcula que esto podría suceder en un plazo de diez a quince años. La carne de laboratorio deberá pasar los controles del regulador alimenticio y debe ser declarada apta para ser consumida.

Durante la presentación se han referido a la denominada "carne del futuro". Brin y Post se refirieron las enormes ventajas ecológicas de este tipo de carne. La industria de la ganadería genera un 20 por ciento de todas las emisiones de gases de efecto invernadero del planeta, más incluso que el sector del transporte.

También recordaron las previsiones de las Naciones Unidas que alertan que para el 2050 se duplicará la demanda de carne en el mundo impulsada por la demanda de la emergente clase media china y otros países en desarrollo.