Un chico quiere recoger su pelota del agua y presencia un milagro