Un nuevo estudio realizado por investigadores canadienses descubrió que algunos monos bebé se desarrollan más rápido que otros porque nacen bajo la amenaza de infanticidio por parte de los adultos de su misma especie.

Iulia Badescu y Pascale Sicotte analizaron el crecimiento de una raza en concreto: los colobos de cola blanca y negra. El trabajo saldrá publicado en la revista Comportamiento animal en su número del próximo mes de abril pero ya está disponible en la versión online.

La candidata a doctora en Antropología evolutiva por la universidad de Toronto, Iulia Badescu, dirigió este proyecto: "El infanticidio existe entre los animales carnívoros como leones y osos, roedores y también en los primates. Por lo general, un adulto mata a una cría engendrado por otro macho para poder aparearse con la madre", explicó la investigadora.
Las madres con energía

Los colobos nacen blancos, en las primeras semanas se vuelven grisáceos y tras dos meses su pelaje se tiñe de negro. El equipo de trabajo observó desde 2007 a 2014 la evolución de estos simios. "Los bebés se enfrentan a un mayor riesgo de infanticidio por lo que se desarrollan con mayor rapidez para poder defenderse".

Uno de los posibles motivos por el cual las crías se desenvuelven antes es porque las madres invierten más energía en los bebés cuando más pequeños son. "Cuando un macho entra en la manada, comienza a ser agresivo con los más pequeños porque son más vulnerables que los jóvenes que ya son independientes".

20minutos.es / 19 marzo 2016

Algunas crías de monos se desarrollan más rápido para evitar ser víctimas de los adultos