Aunque no lo creas, las profundidades del mar pueden ser mucho más aterradoras que tierra firme. Mientras muchos de los animales que solemos temer son bastante peligrosos, los seres que viven bajo el mar tienen un aspecto que no pasa desapercibido, y por supuesto tampoco te perdonarían la vida. Si quieres saber un poco más sobre estos, aquí puedes ver algunas aterradoras criaturas de las profundidades.

7. Tiburón anguila

No se precisa demasiado para darse cuenta cuál es problema con este tiburón. Según se dice, capturan a su presa como las serpientes, enrollando su enorme cuerpo y tragándola entera con sus enormes y numerosos dientes. Es una criatura muy antigua, por lo que se le llama fósil viviente.

6. Calamares gigantes

No hay duda de porqué llevan ese nombre: los machos más grandes miden 13 metros y las hembras 10. Sus únicos enemigos son los cachalotes con los que suelen pelearse, dejándose cicatrices mutuamente. Por mucho tiempo fueron solamente una leyenda, dado que no había registros de su existencia más que algunos testigos.

5. Blobfish

Viven a profundidades de más de 1200 metros en las aguas de Australia y Nueva Zelanda. Como resultado de la presión, su cuerpo es una masa gelatinosa que le ayuda a moverse en el fondo sin necesidad de nadar.

4. Uranoscópidos

Estos horribles peces se esconden entre la arena esperando a que llegue alguna víctima. Algunas especies pueden causar descargas eléctricas y poseen un fuerte veneno para defenderse.

3. Peces duende

Son de los peces más extraños que existen, con un domo transparente en su cabeza que los hace lucir sobrenaturales. Tienen ojos en forma tubular que los ayuda a cazar a sus presas, aunque no son los que tu crees ver en la fotografía. Mejor mira de nuevo.

2. Peces víbora

No se sabe demasiado de ellos, más que prefieren la oscuridad para poder cazar con su bioluminiscencia. No sobreviven demasiado en cautiverio, aunque suelen acercarse a las redes de los pescadores.

1. Tiburón duende

El tiburón duende genera miedo solamente con ver sus dientes, pero también resulta llamativa su enorme y larga nariz. No son para nada amables, aunque poco se ha estudiado de ellos dado que no han aparecido demasiados.

batanga.com / Publicado por: Katia Silveira - Nov 21, 2014